17/4/13

10:33


diario de mallorca

Las terrazas de sa Llonja, al descubierto

Vanessa Sánchez. Palma Desnuda, vacía, en todo su esplendor. Así se presentó ayer sa Llonja al grupo formado por una veintena de personas que, de la mano de la Associació per a la Revitalització dels Centres Antics (ARCA), recorrieron cada uno de los rincones del "edificio civil gótico más importante de Mallorca". Era la primera de las tres visitas programadas por la entidad (la proxima cita tendrá lugar el martes 30 de abril a las 17 horas y la siguiente el sábado, 18 de mayo a las 10.30 horas) y que pretende divulgar y dar a conocer los valores artísticos y culturales del monumento de Guillem Sagrera. "Tened en cuenta que sa Llonja representa el esplendor del comercio marítimo en la isla durante la Edad Media y Moderna", apuntó Xavier Terrassa, de ARCA.

Fue Biel Barceló el encargado de guiar al grupo por el edificio recientemente abierto tras la reforma limpia y respetuosa del arquitecto Pere Rebassa y que se había prolongado durante tres años. Una reforma que, respetando el proyecto original, ha permitido abrir las terrazas de sa Llonja. "Subir al tejado es todo un privilegio, y no solo por la vista", comentaron. Y es que desde las alturas, los visitantes pudieron contemplar con más detalle algunos de los elementos arquitectónicos más bellos del monumento como sus gárgolas. "Tanta expectación demuestra que había mucho interés por visitar sa Llonja, no solo entre los turistas sino también entre los mallorquines", subrayó Terrassa.

Este primer itinerario arrancó en la sede de ARCA, en el carrer de la Pau de Palma, para recorrer después todo el barrio marinero de Ciutat y algunos de sus edificios más destacados como la parroquia de la Santa Creu, o la casas del capitán Barceló, personaje destacado de la época.

Recordar que el próximo 19 de mayo sa Llonja volverá a cerrar sus puertas para comenzar el montaje de la muestra del artista Tony Cragg, el próximo en exponer en el edificio.